Bienestar

Consejos para prevenir que niños pequeños se asfixien

Consejos para prevenir que niños pequeños se asfixien


Si tu hijo esta entre la edad de 2-5 años, tiene ahora excelentes habilidades para comer, pero todavía existen trozos de comida que podrían ser peligrosos.


Presta atención. Supervisa a tus hijos siempre que coman o beban. (Los niños normalmente no pueden hacer ningún ruido para alertarte que se están atragantando). Eso significa que es preferible no dejar que tus hijos coman en el auto mientras estás manejando.

Mantén a tus hijos sentados. Asegúrate que tus hijos estén sentados mientras comen. No dejes que tus hijos coman mientras están acostados, caminando, subiéndose a alguna cosa o corriendo.

Muele, corta en pedazos y unta. Aunque entiendas que tus hijos pueden comer trocitos, siempre será mejor moler o picar la comida para que sea más fácil para ellos.

Evita las consistencias pegajosas. Se cuidadosa al darle mantequilla de maní u otro tipo de mantequillas de nueces porque su consistencia pegajosa puede hacer que sea difícil para un niño pequeño tragarla sin ahogarse.

Escoge los aperitivos con prudencia: No les des a tus niños palomitas de maíz, nueces, semillas, uvas enteras, caramelos, dulces pegajosos, o malvaviscos hasta que tengan al menos 4 años. (Las semillas pueden ser demasiado pequeñas para causar asfixia pero pueden atorarse en las vías respiratorias de los niños y causar una infección).

Evita los objetos pequeños: No dejes a los niños pequeños jugar con botones, monedas, alfileres de gancho, globos, pequeñas rocas o piedras y cualquier cosa con partes pequeñas por alrededor de 1 ¼ de pulgadas de ancho (2.54 centímetros) o 2 ¼ de pulgadas de largo (5.08 centímetros).