Cuando alguien más cuida de tus hijos con demasiada permisividad

Cuando alguien más cuida de tus hijos con demasiada permisividad
Vivimos tiempos modernos y nuestras familias van en total aumento, nuestra sociedad está poblada por padres, muchos de ellos jóvenes que trabajan, estudian y realizan diversas actividades que no les permiten estar todo el tiempo en casa supervisando el cuidado y la crianza de los hijos, a raíz de esto se hace necesario tener una persona en casa que sirva de asistente o mano derecha en esta ardua tarea.

Es preciso hacer una evaluación de cómo se dan las cosas con nuestros hijos cuando no estamos en casa, que tan permisiva puede ser dicha persona con las solicitudes y acciones que realizan los niños en nuestra ausencia.

En busca de algunas orientaciones al respecto la comunidad de padres más consultada del país, Nuestros Hijos, realizó el último Encuentro Formativo del año 2010 tratando precisamente el tema “Cuando otro cuida de tus hijos con demasiada permisividad” cuya expositora  fue la directora del Centro Amazing Babies And Kids, Pilar Rubio.

Según explicó Pilar cuando una pareja decide tener hijos lo más difícil es decidir quién va a cuidar de esa criaturita que vendrá al mundo. Surgen las ideas: tías, abuelas, primas, hermanas, contratar una nana, etc.

Una vez decidida esta parte, lo ideal es que la pareja establezca las normas que deben ser cumplidas. Luego deben ponerse de acuerdo con esa persona elegida y ponerle claro que debe hacer y que no.

Hay que poner límites y quienes ponen esos límites son papá y mamá, que por demás saben cuánta libertad le dan a su cuidador para que actúe de acuerdo a la situación que se dé en su ausencia.

Y esos límites se definen desde lo cotidiano y rutinario de las actividades que realizan nuestros pequeños en el hogar, sin importar la edad que tengan.

“La clave para lograr el éxito en que se cumplan las normas que implementamos en casa se concentra en: Ser Firmes, Contundentes, Claros y Concretos tanto con los hijos como con la persona que los cuida”.

Si al dar una instrucción nuestros hijos nos notan flojos, sin firmeza, que se confunden con las órdenes que damos y notan debilidad en nuestra autoridad entonces no nos respetarán ni a nosotros ni a nadie.

Por ejemplo, si tu niño no desea desayunar pan, queso y jugo y quien lo cuida le ofrece galletas, dulces o frutas, como una forma de que al menos coma algo, esta realizando una acción altamente nociva para la buena formación de ese pequeño.

Según la experta, una de las primeras acciones que como padres debemos hacer  es llevar a nuestros hijos a entender que les establecemos normas como un acto de amor y que los límites le van a indicar  hasta dónde llegar en diversas situaciones en la vida.

Los padres miembros de la comunidad aprovecharon la ocasión para sacar todas las inquietudes que tenían sobre el tema llevándose consigo herramientas poderosas para emplear en el cuidado de sus hijos.

Algunas claves puntuales para tener éxito
  • Monitorear constantemente a nuestros hijos: Vivimos en un tiempo en donde las jornadas laborales son muy extensas y esto amerita que saquemos tiempo al menos para llamar por teléfono a nuestros hijos y darles seguimiento por esta vía.
  • Es muy importante mostrar interés en las actividades que realizan nuestros hijos. Esto hará que no sientan la necesidad de llamar nuestra atención a través de malas conductas.
  • Jugar con nuestros hijos, encontrar espacio en nuestra apretada agenda para compartir con ellos y expresarles nuestro amor a través de lo que más les gusta hacer… jugar.
  • Cuidar nuestra imagen de padres delante de ellos pues somos un ejemplo a seguir.
Muchas veces esa persona que cuidad de nuestros peques resulta ser la abuela, tía o un familiar, para evitar conflictos de malas crianzas y mucha permisividad se requiere que los padres hagan sentir a esta persona como un apoyo, un aliado, un acompañante que facilita la crianza de los hijos.

Este pasado Encuentro Formativo fue realizado en el Foro Pedro Mir de la Librería Cuesta, y con él cerramos con broche de oro el año 2010 augurando que el 2011 será un mejor año al servicio de nuestra comunidad.

La directora General de Nuestros Hijos, Shirley Pérez anunció, en sus palabras de agradecimiento a los asistentes, que en el 2011 en vez de un Encuentro Formativo se harán 2 por mes (uno en la semana y otro en fin de semana) para dar más facilidad a esos padres que se les dificulta asistir los días de semana.

Como en cada encuentro las madres participaron del sorteo de canastas con productos de nuestro patrocinador Huggies y se llevaron obsequios de Leche Nido Crecimiento así como también degustaron bocadillos de Miel y Sal.