Formación

Manejando el estrés de los exámenes

Manejando el estrés de los exámenes


La madre de César, un niño de 10 años, estaba razonablemente preocupada cuando éste empezó a quejarse de dolores de cabeza y pedía ser recogido del colegio por varios días seguidos.

Resultó, sin embargo, que César no estaba enfermo, sólo estaba ansioso por los exámenes finales que se aproximaban.

En estos días, con toda la presión de salir airosos, no debe sorprendernos que los niños (¡y los padres!) experimenten sentimientos de angustia durante la época de exámenes. “Si bien cierta cantidad de ansiedad es beneficiosa para la motivación de los niños, la ansiedad en exceso puede interferir en la concentración”, afirma el Dr. Paul Forman, autor de El Niño Preocupado. Para ayudar a tu hijo a manejar la ansiedad relacionada con los exámenes:

• Refuerza la confianza en sí mismo. Recuérdale lo bien que escribe u otra habilidad que posea.

• Prepáralo. Asegurate de que sus útiles estén en su mochila la noche antes del examen, de esta forma no tendrá que ponerse a buscarlos.

• Mantenlo sano. Haz que duerma bien y que se desayune fuerte. Esto le dará más energía y un sentido de control.

• Sé realista. Después de todo: "Ningún examen por sí solo va a determinar el futuro de tu hijo”. Motivarlo a dar lo mejor de sí es la mejor manera de que pase de curso exitosamente.