Formación

¡Mi hijo no me escucha!

¡Mi hijo no me escucha!

Como padres necesitamos a nuestros hijos para escucharnos y seguir direcciones.

Aquí están unas pautas para ayudar a los niños a obedecer sin que pierdas el control.

Construya la relación primero

Los niños (y adultos) con mayor probabilidad escucharán y cumplirán con alguien que tienen una relación buena con ellos. De este modo, tienes la responsabilidad de construir una relación firme, con amor, entenderlo que tus niños quieren o necesitan, pero escucha más y habla menos para que puedas aumentar esa conexión de padre a hij@.

Pasa tiempo con tu hijo y hagan cosas que le gustan como juegos e ir a pasear con ellos. 

Dé opciones

Cuando un niño siente que tienen un sentido de control en sus vidas, con menor probabilidad se sentirán forzados en hacer algo. Todos nos construimos con una necesidad del control, por tanto cuando sentimos que perdemos ese control, encontramos modos de devolverlo, por lo general rechazando hacer algo.

Así pues en vez de exigirle mucho a nuestros hijos, dale opciones. Se sentirá más en control y probablemente menos forzado a hacer lo que no quiere. Más, cuando con eficacia usamos opciones, aplazamos la decisión sobre el niño y ya no los obligamos a hacer algo sino que el decidirá hacer lo correcto.

Deje de exigir

El todo “porque te dije que lo hagas así” lo hace sentir peor.

Así pues en vez de exigir que haga algo, dale tiempo para explicarlo. “Deseo que limpies su cuarto porque cuando dejamos nuestras cosas en el suelo es fácil pueden romperse y arruinarse”.

Cuando haya una buena razón por qué pedimos que ellos hagan algo, y no sólo porque queremos que ellos lo hagan, el niño con mayor obedecerá con más probabilidad.

Habrá tiempos en la vida de tú hijo cuando sientan que pueden hacer las cosas que le asignas. 

Cuando entendemos por qué nuestro hijo interpreta el modo del porqué de las cosas, nos facilitamos el mantener la calma y lograr que ellos puedan interpretar y de esta manera estaremos más tranquilos cuando le deleguemos tareas o digamos algo a nuestro hij@.

Artículos relacionados 

 ¿Siempre dices que si? Cuidado con los limites

¿Qué hacer con mi hijo que no me obedece?

¿Cómo reaccionar ante un berrinche?

Claves para una crianza afectiva

Cuando un niño no obedece nunca

¿Cómo actuar con los hijos rebeldes?