Formación

¿A qué edad deben tener un celular los niños?

¿A qué edad deben tener un celular los niños?


Con el estilo de vida que llevamos la mayoría de las madres, donde salimos de la oficina, dejamos los chiquitos en la sala de tareas, vamos al supermercado y regresamos a una reunión, la comunicación con nuestros hijos se acorta, siendo una posible solución para estar en contacto con ellos, darles un celular.


A lo que nos llega la pregunta de debate, ¿A qué edad es conveniente darle un teléfono propio a los niños? Mira las respuestas de algunas madres de la comunidad

Josefina Torres, madre de Luis, Nazaret y Pía, expone “en ocasiones un celular puede ser de gran ventaja para los padres que trabajamos, porque necesitamos estar en contacto con los niños, yo creo que desde que ellos hablan podemos asignarles un celular”.

“Yo pienso que es una tecnología muy útil si sabemos usarla responsablemente, tanto nosotros como padres, como nuestros hijos, lo que veo innecesario es por ejemplo un celular lujoso para un niño de 10 u 11 años, eso y el tiempo que el niño usa en el celular, son aspectos que debemos tener en cuenta antes de tomar la decisión de darle un celular a un niño”, plantea Mirtha Maldonado, madre de Jonathan y Gabriel.

“Como a los 10 o 12 años un celular podría asignársele a un niño sobre todo cuando se lleva a alguna actividad y se queda solo, creo que antes de esa edad es innecesario, pues generalmente los niños siempre salen con los padres”. Comenta Hilda Figueroa, madre de Daniel de Jesús, Amanda y Claudia.

“Mis hijas de 10 y 7 años ya tienen celular. Me da mucha tranquilidad tenerles localizados”, relata Miguelina Rosado, madre de Yadira y Sofía

Lo más importante en esta cuestión lo más importante no es el cuándo debe otorgárseles un celular a un niño, sino el cómo.

La psicóloga Vivian Fernández, expone “antes de pensar en la edad adecuada para dar el celular, hay que pensar en las características del niño, para determinar si está preparado o no, si tiene autocontrol, además, hay que tener muy claro que no se trata de dejar algo encima de la mesa y que el niño haga lo que quiera con él, los padres deben velar por el uso correcto del aparato”.

“Los padres deben ser responsables de vigilar con quien o quienes se comunica el niño, los lugares donde los usa, pues los celulares no deben llevarse al colegio”. Señala Fernández.