Mi Embarazo

Cómo planificar tus finanzas antes de que nazca el bebé

Cómo planificar tus finanzas antes de que nazca el bebé


Cuando llega un bebé a la vida de una pareja, en especial cuando es el primero, afecta considerablemente la vida familiar. Nuevas prioridades, nuevas alegrías y, por supuesto, nuevos gastos.


Si ya estas embarazada o lo estás buscando, comienza desde ya a organizar el espacio para ese maravilloso ser que será parte de sus vidas. Adelanta todo lo que puedas sobre lo que necesitas tener, hacer y saber, así será mucho más fácil la transición y podrás economizarte algunos gastos. Lo ideal es hacerlo todo con tiempo para que cuando llegue la hora la única preocupación sea aprender la nueva rutina de atender al bebé y al hogar sin agobiarse tanto.

Toma en cuenta estos detalles para planificarte:

Ahorrar. En esta etapa ahorrar es más importante que nunca, cuando se va a tener un bebé el ahorro toma especial relevancia porque la responsabilidad que conlleva un hijo es en todos los ámbitos, así cuando el bebé nazca tendrán dinero para las vacunas, leche y pañales.

Espacio para el bebé. Lo primero que tienes que hacer es decidir cuál será el espacio del bebé, donde dormirá, donde guardaras su ropa etc.

Artículos necesarios para el día del nacimiento. Haz una lista de todo lo que necesitarás el día que llegue el bebé, la bata, los artículos del aseo y arreglo personal, la lista de teléfono de las personas que debes llamar ese día. Cuando te falten 6 meses prepara la maleta y colócala en un lugar a mano y coméntaselo a tu pareja y a algunos familiares, porque no sabes la situación que puede suceder.

Hospital, internación, pediatra y vacunas. Asesórate acerca de los diferentes tipos de cobertura médica a los que puedes acceder. Eligiendo un plan acorde con tus necesidades.

Artículos para el bebé. El mercado está lleno de productos tradicionales y novedosos para los bebés, trata de comprar equipos multifuncionales, aunque no todos son realmente necesarios. Hay muchas cosas que pueden esperar, en principio con lo básico es suficiente.

Leche de fórmula para el bebé. Lo ideal sería que amamantarás el bebé el mayor tiempo que puedas, si esto no es posible pues compra la leche de formula al por mayor porque esta suele ser costosa.

Alimentación. El bebé comienza a comer aproximadamente a partir de los seis meses. La comida es uno de los gastos necesarios y que tendrás por mayor tiempo. Acostúmbralo a que coma todo lo que está permitido. No consientas sus caprichos ni lo premies con dulces.

Pañales. Los pañales son un gasto importante y que estará presente por varios años. Debes buscar la mejor estrategia de compra, analiza las marcas existentes en el mercado y elige la que mejor se adecue a tu presupuesto sin dejar de lado la calidad.

Ropa. La ropa de bebé suele ser muy costosa, no compres mucha ropa de recién nacido, le quedan pequeña rápidamente y las ensucian o manchan con facilidad. Piensa en lo práctica y cómoda que puede ser para el bebé y seguro que eso disminuirá el presupuesto.

Juguetes y accesorios. Asesórate acerca de cuáles son los juguetes acordes con la edad de tu niño. De esta manera podrás ir acompañando su desarrollo con una estimulación que respete y fomente sus capacidades sin gastar dinero innecesario.

Todo lo que puedas utilizar de herencia de otro bebé, acéptalo, porque será un gasto que no tendrás que hacer. Muchas de las cosas las necesitarás por muy poco tiempo

La llegada de un bebé le cambia la vida a los padres en especial a los primerizos, el tener un manejo adecuado de sus finanzas y ahorrar ayudará a que pueda disfrutar a plenitud esta etapa nueva en su vida sin agobiarse con la inversión que significa un hijo.