Nutrición

Pimientos rellenos de carne picada al horno

Pimientos rellenos de carne picada al horno

Unos pimientos al horno rellenos con carne picada. Llevan muy poco aceite y van gratinados con queso, que si lo prefieres lo puedes retirar, no pasa nada porque te sabrán igual de buenos.

Ingredientes

- 4 pimientos de asar de varios colores (rojo, verde, naranja)
- 250 g. de carne picada de ternera
- 1 puerro pequeño
- 1/2 cebolla
- 1/2 calabacín
- 5 cucharadas de tomate frito
- Un paquete de queso par gratinar
- Un vaso de vino blanco
- Aceite, sal y pimienta

Preparación

Prepara una fuente de horno, y pon en la base dos cucharadas de tomate frito. Lava los pimientos, quítales la tapa de arriba y vacíalos de pepitas. Ponlos sobre el tomate y déjalos reservados.

Mientras, empezamos a preparar el relleno. Pica en trocitos muy pequeños el puerro, la cebolla y el calabacín, y sofríelo todo con una cucharada de aceite en una sartén a fuego lento.

Cuando todo esté pochado, añade la carne picada salpimentada y sofríe con todo. En cuanto notemos que la carne está casi hecha, le añadimos la copa de vino blanco y dejamos que el vino reduzca unos 8-10 minutos. A continuación y una vez evaporado el vino, le añadimos las tres cucharadas de tomate frito y mezclamos todo bien. Añade un poco de queso para gratinar a la mezcla, y retira del fuego.

Rellenamos cada uno de los pimientos con el sofrito de carne picada y ponemos por encima un poco de queso para gratinar. Ponlos a hornear durante unos 40 minutos, hasta que notemos que el pimiento se ha hecho correctamente a 180 grados.


¡Seguro que te salen riquísimos!