Organización

Haz tu propio limpiador casero, aquí te decimos como!!!

Limpiador Casero


Principios activos de los limpiadores ecológicos caseros.

Para hacer tus productos de limpieza ecológicos caseros hay cinco principios activos muy interesantes. Te servirán como blanqueadores, quitamanchas y desinfectantes naturales muy eficaces.



- Vinagre:
Su contenido en ácido acético lo convierte en un limpia grasas ecológico.


- Limón:
Sus aceites esenciales y bioflavonoides le proporcionan muy buenas cualidades como quitamanchas y es de olor muy agradable.


- Jabón natural:
Contiene una serie de sales de ácidos grasos que valen para limpiar cualquier superficie.


- Alcohol:
Un buen limpiador ecológico multiusos, además de desinfectante. Quita manchas difíciles y se seca rápido.


- Glicerina:
Otro limpiador multiusos ecológico. También quita manchas difíciles y ayuda a conservar gomas y cueros.


Algunos productos de limpieza ecológicos del hogar


Limpia pisos ecológico casero: Con vinagre y jabón líquido natural se puede hacer un limpia pisos de calidad. Sólo tiene que disolver el jabón en agua caliente y añadir el vinagre, cuya cantidad debe ser la justa para que su olor quede oculto. Se le puede añadir esencia natural de pino para obtener un olor agradable.


Limpia cristales ecológico casero:
Con un aspersor de mano, un chorrito de limón y otro de vinagre por litro de agua tendremos un limpia cristales eficaz.


Lavavajillas:
Un lavavajillas ecológico casero muy efectivo se puede obtener simplemente con tres cucharadas de jabón natural rallado y media tacita de vinagre por litro de agua.


Trucos de limpieza ecológicos


También puede usar algunos trucos caseros para realizar la limpieza ecológica del hogar en tareas puntuales:


Limpiar y abrillantar metales:
Pomos, grifería (con cal) o cubertería suelen limpiarse con productos muy corrosivos. Un truco ecológico para abrillantarlos y asearlos es usar limón con una pizca de bicarbonato y sal.


Alfombras:
Para limpiar manchas en las alfombras hay que rascar los residuos sólidos y secar los líquidos con una paño o algo absorbente. Humedecer la alfombra con agua y vinagre y limpiar con una esponja y agua limpia, y volver a secarla.


Muebles, manchas y brillo:
Las manchas complejas de fruta en la madera salen fácilmente con aceite y sal, otras con alcohol de quemar. Para abrillantar los muebles vale una solución de limón con el doble de aceite.


Mármol:
Para manchas resistentes, zumo de limón, agua y jabón natural blanquearán su mármol.