Padres de Hoy

Errores que puedes cometer como padre

Errores que puedes cometer como padre

 

 

 

Muchas veces como padre no quieres que tu hijo sufra de ninguna forma, pero ¿te has puesto a pensar que tal vez esto está mal?, no te señalo como mal padre pero debes conocer los errores más comunes que puedes llegar a hacer en la tarea más difícil que es criar a un niño.

-Miedo a los berrinches. Cedes a lo que tu hijo desea solo para que no llore.

¿Cómo reaccionar ante un berrinches?

-Idolatras a tu hijo. Lo crías en un hogar donde solo su felicidad es importante, a él le encanta esto, pero es mejor crear un hogar centrado en el amor.

Un ambiente feliz hace niños felices

-Justificas su mal comportamiento con un"así son los niños".

Pensar que los niños son niños puede arruinar a tu hijo

-Pensar que tu niño es perfecto.Te pones a la defensiva si alguien dice que tu hijo tiene algún problema. Es de sabio escuchar las opiniones y reconocer los errores.

-Formar al niño que quieres y no al que tienes. Desde el momento del embarazo formamos una idea de cómo queremos que sea nuestro hijo pero no tomamos en cuenta de que él puede tener su propio modelo, talentos y sueños.

-Pretender ser su mejor amigo. Querer ser su amigo podría confundirse con ser extremadamente permisivo. Mejor haz que tus hijos te quieran, que conozcan tus méritos y acepta que a veces ellos se enfaden y no estén de acuerdo con tus decisiones.

Padres permisivos y autocráticos

-Poner las necesidades de tu hijo encima de las tuyas.

-Tenerlo ocupado siempre. Debes enseñarlo a ser paciente. Apartarlo de tu lado cuando haga berrinches.

-Castigarlo con falta de argumento. Cuando vayas a ponerle un castigo quitándole algo debes decirle lo que hizo mal y porque merece el castigo.

Castigos o consecuencias educativas: ¿qué es lo que funciona?

-Flexibilidad de las tecnologías. No plantearle límites de horario puede llegar a ser un problema grave y a largo plazo será la causa de falta de comunicación entre la familia.

Los Niños y la Tecnología de la Comunicación

Artículos relacionados

Aprende a ser un padre más paciente

Limite se escribe con A

¡Yo no lo pedí!